Pixar construye el escenario virtual más grande de la historia

La productora cinematográfica Disney Pixar ha construido el escenario virtual más grande hasta la fecha para su película animada Inside Out, que intentará explicar el motivo por el que los niños se encierran en sí mismos y tienen sus emociones descontroladas una vez se convierten en adolescentes. 

Según el productor de la película, Jonas Rivera, la idea se les ocurrió después que uno de sus compañeros de trabajo se preguntara qué es lo que pasaba por la cabeza de su hija de 11 años y cuál era el motivo por el qué había pasado de ser una niña feliz a una adolescente encerrada en sí misma.

 
Para abordar el asunto, Pixar se ha centrado en la mente de la protagonista, Riley, en la que conviven sus emociones -Alegría, Miedo, Tristeza, Disgusto y Rabia- que mantienen a la pequeña estable, algo que cambiará cuando Alegría y Tristeza se peleen y acaben perdidas accidentalmente en la mente de la pequeña.
 
A pesar del vasto océano de Buscando a Nemo y del espacio de Wall-e, “el escenario más grande que Pixar ha construido hasta la fecha se encuentra en la mente de una niña de 11 años”, ha comentado Rivera.
 
El diseño de las emociones se inspira en objetos distintos; Alegría se inspira en una estrella, el Miedo se inspira en un nervio, la Tristeza está basada en una lágrima, el Disgusto copia a un brócoli y la Rabia se parece a un ladrillo.