Critica al film "LA LA LAND" de DAMIEN CHAZELLE.

Ese amargo encanto del romanticismo. Aunque se sepa que es un musical, esencialmente este tercer filme de DAMIEN CHAZELLE es un filme romántico.



Se supo antes, también, que los bases artísticas donde se asentará son:
• La banda musical de JUSTIN HURWITZ.
• Las interpretaciones de EMMA STONE y de RYAN GOSLING.
• Y la dirección de CHAZELLE.

Y así es.
Toda la forma que despliega la historia se acentúa, varía y emociona desde la música.
Hablamos de las composiciones originales, de los cuadros musicales, de su puesta en escena (vestuario, colores, sombras) para subrayar lo que deba ser.
Y de las dos interpretaciones centrales la que conmociona hasta las lágrimas es la de EMMA STONE.
Su voz raspada, sus miradas, su carga de afectos, del sentir y palpitar con el amor y con la actuación trasluce cada vez que la cámara del sueco Linus SANDGREN se posa en ella.

Lo de RYAN GOSLING es diferente. Ya vimos sus características expresiones en DRIVE o en LOCO, ESTUPIDO AMOR donde también compartió pareja con la actriz.
Puede ser extensión de lo mismo pero con el plus de saber bailar con ductilidad y de dar cuerpo a ese músico de jazz, melancólico, con ese dejo de tristeza.

De todo lo mencionado está la mano, la mente que las abraza no sólo desde la concepción sino desde la misma claridad para ejecutarla, para bajarla a esa realidad que desarrolla en la película. Y ese es CHAZELLE que el 19 de Enero cumplió 32 años.
Con el respaldo de su amigo HURWITZ y entendiendo que la música es una derivación de la vida o de la pasión por la vida. No lo digo en viceversa porque el mismo planteo lo remarcó en WHIPLASH: la causa de todo lo que hacemos es nuestra pasión, por la música o por el arte.

Y naturalmente transita el musical clásico, a modo de homenaje. ¡Ah! Y LOS ANGELES como el escenario, no casualmente.
Brota por sí sola la lectura final: de todo lo que podemos resignar en la vida, esas elecciones tomadas son las que marcan y la pasión las dirige. En definitiva, la pasión conduce nuestra vida.

Y, nos queda, ese sabor amargo que todo podría ser mejor, a pesar que en el fondo, somos producto de nuestros sueños.

Texto: Víctor LANGUASCO.

 

 

Ranking Yenny

  • Ficcion 
  • No Ficcion 
  • Música 
  • Pelis 
image preloader image preloader image preloader image preloader image preloader image preloader